Y él Athletic ¿Otra vez campeón?

Han pasado 31 años, demasiado para una afición volcada siempre con su equipo, demasiada para un recuerdo de un pueblo que lleva el rojo y blanco tatuado en el pericardio.

Recuerdo aquella tarde, era 7 de mayo de 1984, tenía yo 11 añitos y había vivido con especial intensidad ese final de liga y la final de la copa.

El colegio fue una fiesta, no era como ahora, nadie llevó la camiseta del Athletic, eran tiempos de crisis (parecida a la de ahora ¿o no? ), tiempos más serios y en los que el colegio era sagrado, así que concentración... al menos hasta la gran noticia, esa tarde no habría clase, todos a la ría.

Recuerdo bajar por Coscojales hasta el embarcadero del bote y esperar allí, ver a los compañeros de clase, unos con banderas, otros con bufandas, Portugalete entero se tiño de rojo y blanco en las dos horas que van desde las 13:00, hora a la que acabaron los colegios hasta las 15:00, hora a la que ya estabamos todos pegados a la ría. Pegados y embutidos en una lucha por coger un buen sitio y ver a los ídolos. Mis recuerdos de ese día se pierden en lo profundo de la memoria, pero recuerdo el himno a todo volumen en los viejos altavoces del bote, las sirenas de los barcos que acompañaban a la gabarra sonando una y otra vez y, como no, el color rojo y blanco que cubrió el verde marronaceo que decoraba la ría de Bilbao en aquellos años.

Han pasado 31 largos años y unos pocos meses, guardaré el 18 de agosto en mi memoria como otra fecha histórica, ha cambiado mucho la decoración, los jugadores son otros, el entorno es otro, no hay ría, no hay gabarra, pero ahí siguen los colores, esos que dejan claro que este equipo tiene un matiz que le diferencia del resto y le hace único: Orgullo. Enrique Guzmán dijo la famosa frase: "¡Con 11 aldeanos les hemos pasado por la piedra!" en 1958, salvando las distancias podemos decir que ahora el Athletic de los 11 aldeanos ha evolucionado mucho, ya no son 11 aldeanos, pero el resto también y ahora los 11 aldeanos luchan contra el mundo.

Seguramente no valoramos la victoria frente al Barcelona, la prensa se ha empecinado en decir que el Barcelona jugó mal, que el Barcelona está fuera de forma, que el Barcelona ha empezado más tarde... en la historia quedará el título, el partido más histórico del nuevo San Mames, el gol de San José desde el centro del campo a un alemán llamado Ter Stegen y rodeado de una multinacional de jugadores campeones de liga, copa y de europa y algunos hasta del mundo.

Tampoco valoramos suficientemente lo que supone para los pequeños rojiblancos esto, alguien ha dicho que este título nos garantiza dos generaciones de grandes aficionados del Athletic, ¡¡¡como que hiciera falta!!!, espero que mis hijos disfruten de otra de estas en breve, hay mimbres, ganas y motivación. El Athletic se vive, se hereda y se lleva donde haga falta, al fin y al cabo ¡¡¡somos de Bilbao!!!.

  • Lecturas 20